NOVEDADES Y MEJORAS DE LAS CONDICIONES LABORALES PARA LAS TRABAJADORAS DEL HOGAR
En la última semana el consejo de ministros del Gobierno de España ha aprobado un nuevo decreto (1) para la mejora de las condiciones laborales de las trabajadoras domésticas (98% son mujeres). Es una deuda que se arrastraba desde hacía muchos años con estas profesionales que han visto mermados sus derechos frente a otros colectivos. Uno de los objetivos de la normativa es combatir el fraude y la economía sumergida que se ha producido de forma habitual dentro de un entorno laboral tan particular como el doméstico.
Inspirados en la lucha de la reducción del trabajo temporal que se inició con la reforma laboral del año actual, la nueva normativa encabezada por el Ministerio de Trabajo y acelerada por la intervención de la justicia europea, amplía los derechos de las trabajadoras domésticas y les da más protección frente al despido al poder cobrar paro. Una de las principales derogaciones, que combate la vulnerabilidad de estas trabajadoras, es la que afecta a la desaparición del despido por desistimiento, que permitía prescindir de un trabajador/a unilateralmente mediante el pago de una indemnización y sin alegación de causa.
Otras mejoras que se establecen en el Real Decreto son:
• Cualquier relación de trabajo en la que no intervenga un contrato por escrito se entenderá como indefinida y a jornada completa, independientemente de cuál sea su duración en la práctica; igualmente con los contratos temporales.
• Si una trabajadora está contratada por menos de 60 horas mensuales, son los empleadores quienes asuman las obligaciones en materia de cotización, y no las trabajadoras.
• Ampliación de las bonificaciones en la cuota general a la Seguridad Social para las familias empleadoras con una reducción del 45% para las familias numerosas y para hogares con menores rentas.
• Bonificaciones para los contratantes con reducciones a la cotización por contingencias comunes (accidente o enfermedad no relacionado con el puesto de trabajo), así como por desempleo; al Fondo de Garantía Salarial (Fogasa) -que cubrirá las indemnizaciones de los empleadores insolventes.

Con la aprobación del Convenio 189 de la OIT, llegan cambios que permiten avanzar y mejoran mucho las condiciones laborales de este colectivo. Sin embargo, la iniciativa no tiene carácter retroactivo, por lo que los derechos no se generarán, como ocurre con el resto de trabajadores/as, hasta que se cumpla un año de cotización. Esto supone que las trayectorias laborales de estas trabajadoras no serán tenidas en cuenta en el futuro.
Habrá que evaluar en los próximos meses si las bonificaciones y mejoras aprobadas consiguen su propósito o son necesarias nuevas medidas por parte de la Administración. Sobre todo, se trata de acompañar y supervisar este proceso para no dejar desamparadas a estas trabajadoras y no permitir que las necesidades e intereses de las familias contratantes pasen por encima de los derechos laborales y sociales de este colectivo.


Silvia Vilasaló
Tècnica de Formació i Empresa
svilasalo@aspid.cat
 
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y razones técnicas, para mejorar tu experiencia de navegación, para almacenar tus preferencias y, opcionalmente, para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de tus hábitos de navegación. Hemos incluido algunas opciones de configuración que te permiten decirnos exactamente las cookies que prefieres y las que no. Pulsa ACEPTAR para consentir todas las cookies. Pulsa CONFIGURACIÓN para decidir las opciones que prefieres. Para obtener más información sobre nuestras cookies accede a nuestra Política de cookies aquí: Más información
Configuración